Stop y objetivos para operaciones bajistas

¡Van a por mí! ¡Han visto mi stop! -¿Quién no ha escuchado al vecino culpando al cuidador?-. No busque explicaciones a los errores fuera de mí mismo. El culpable siempre es uno, aunque tenga una explicación que merezca la pena conocerse para que podamos hacerlo mejor en una próxima ocasión.

¿Dónde situar un stop loss?

Como con las posiciones alcistas, se trata de usar la cabeza: un stop es algo que pretende sacarle del mercado si está equivocado. Luego debe ejecutarse si sus argumentos desaparecen. Si opera técnicamente y acepta la idea de que una formación técnica bajista es una secuencia de máximos decrecientes relevantes, mientras éstos desciendan usted no tiene una tendencia alcista y por tanto no puede ejecutar su stop loss aunque los precios se metan dentro de la zona en la que antiguamente estaban teóricamente lateralizados. La antigua zona de soporte clave ofrece un punto de freno mejor que otros, cierto, pero su superación no anula el patrón porque un patrón no es NADA en sí mismo. Y si aceptamos que pueda ser algo, no desaparece mientras no es anulado.

¿Cómo se anula un patrón bajista? Pues no hay que ser muy listo para darse cuenta de que un patrón sólo desaparece si los precios lo perforan por el lado contrario hacia el que, en teoría, debieran haberse movido los precios. Por encima de la pauta, por supuesto.

Pero Vd. ya sabe dónde colocar sus stops, se lo conté no hace tanto… ¿Puede cancelar una posición antes? Claro, si aparece un nuevo patrón que lo cuestione en la tendencia que quiere trabajar. Y a esta altura usted no ignora que tendencias hay muchas.

¿Esto me da una técnica que me evite que me salten en falso?

POR SUPUESTO QUE NO. Seguirá fallando innecesariamente. Pero menos, de modo que le compensará a largo plazo si es responsable con el capital, opera más al alza más que a la baja, y se centra, a ser posible, en valores con tendencias sólidas de orden superior opte por el lado de la tendencia por el que opte en cada momento.

Como puede verse en este gráfico, el primero intento bajista en doble techo -que es doble- no sirve de mucho. El tercero segundo, también doble, es el que compensa todo lo anterior. Puede acertar un 50% de las veces y hacer mucho dinero. Acertar un 70% o más y arruinarse. Lo he visto con mis propios ojos

CHART

¿Qué máximos son los que tienen que ver con la tendencia que intento trabajar y que por tanto pueden ayudarme a ir bajando mis stops?

Evidentemente no hay que confundir los que son relevantes para la tendencia de más corto plazo con los que lo son para el proceso de fondo si es que queremos trabajar en él. Lógicamente, trabajar en el proceso de fondo exige aceptar stops más y más laxos -mayor riesgo monetario- a medida que se expanden las tendencias. Ya hemos habla de tipos y clases de tendencias.

El objetivo mínimo teórico

Otra de las cuestiones que nos especifica el chartismo occidental es el nivel de precio que, como mínimo, debiera recorrerse al alza o a la baja en el caso de que se confirme una formación técnica. En cualquier formación, el objetivo mínimo se obtiene midiendo la distancia existente entre el máximo punto alcanzado por el mercado en la pauta y su punto de confirmación.

Las formaciones técnicas permiten estimar un objetivo mínimo teórico para el desarrollo subsiguiente de los precios, que se cumplirá frecuentemente. Es importante insistir en lo de mínimo y lo de frecuentemente, pues los precios pueden ir hasta allí o mucho más lejos, pero toda vez que el chartismo está lejos de ser infalible muchas veces los precios no conseguirán finalmente sus objetivos. El propio análisis, recuerde que hablábamos de que la autoevaluación constante como una de las virtudes de este método, le advertirá casi siempre de ello.

¿Cómo establecer una ecuación riesgo/beneficio?

Conocidos el objetivo mínimo teórico de un patrón y el stop loss, sólo hay que contraponerlos para tener una ecuación riesgo/recompensa. Pero aquí tenemos un problema del que ya hablamos cuando plantee la problemática de las escalas con el fin de demostrarle que si acepta la validez de la escala aritmética se estará usted cepillando una de las premisas del chartismo como si nada: la fractalidad. Por supuesto la inmensa mayoría de los que dan validez a esta clase de escala ni se lo han planteado… ¿Para qué?

Y el problema consistente en que según se use una u otra escala obtendrá objetivos diferentes

chart2

Fíjese en el chart de la “difunta” Ariba. El valor, dos realidades distintas. Y eso es en realidad imposible. A la izquierda una escala semilogarítmica y un objetivo mínimo del -72% versus un stop del 72%. A la derecha, objetivo y stops ni siquiera son iguales. Luego no sólo tenemos ecuaciones riesgo/beneficio distintas hablando del mismo activo, lo que ya es racionalmente complicado de admitir, sino que en el caso bajista el stop es absolutamente superior al objetivo mínimo; luego ni siquiera podría ensayarse. En ocasiones, el objetivo podría salir muy por debajo de cero. Imposible, lógicamente.

Y es que, conviene no olvidarlo, de todo esto tiene que salir un sistema con esperanza matemática positiva.

¿No habrá pensando que la gran mayoría de las pautas que va a utilizar funcionaran bien y por tanto puede permitirse estos lujos, verdad? No se equivoque, porque si eso fuera así yo estaría escribiendo. ¿No cree?

Aprender a descartar patrones para aumentar la fiabilidad es parte del trabajo. Y operar en los momentos más adecuados, sobre todo en términos de sentimiento contrario -que es justo cuando la mayoría de la gente no se atreverá a hacerlo porque está completamente contaminada por el ruido mediático- es la única manera que conozco de aumentar la fiabilidad considerablemente; pero es un ejercicio que pide muy poca operativa y largos períodos de paciencia. Incluso de frustración al ser una herramienta antitendencial. En un trabajo donde una pauta pide un stop del 10/15% fácilmente, no te puedes permitir demasiados errores antes de empezar a funcionar. Así que la gestión del dinero es tan importante como conocerse a uno mismo, y por supuesto mucho más que conocer figuras técnicas. Para forrarse, haga usted un buen análisis fundamental, créame. Eso sí, prepare sus pulmones y su estómago porque cada “x” años va a visitar el plantea dolor extremo. Y si le toca de mayor, lo siento pero usted no va a volver a ver tiempos felices.

Anuncios

3 comentarios en “Stop y objetivos para operaciones bajistas

  1. Hola Carlos, lo primero gracas por tus artículos.
    Aparte de enseñar Anáisis Técnico invitan a pensar.
    Te quería comentar que, o estoy hoy un poco obtuso, o hay una errata en el párrafo de ¿Dónde situar un stop loss?
    Creo que se ha usado como base el de las posiciones alcistas y no se ha corregido adecuadamente.
    Un saludo
    Pedro

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s