Lo de Europa es para perder los nervios

Semana muy dura para el mercado europeo, que se vino abajo para confirmar la vuelta semanal previa en zona de importante resistencia para la mayoría de los índices del viejo continente de la que le hablaba la semana pasada.

Ni siquiera el movimiento bajista del euro/dólar pudo frenar a los bajistas, de tal forma que el comportamiento de los índices de renta variable europeo se suma a la inquietud que generó el desplome norteamericano del pasado viernes día 9; para abrir la posibilidad de una incomodísima vuelta mensual en zona de extraordinaria resistencia -huecos de apertura anual-. Y es incomodísima porque delimita el nivel por encima del cual se abortaría -teóricamente al menos- la corrección que empezaba en el segundo trimestre de 2015. Ahí es nada.

En Wall Street la semana fue tremendamente atípica, con una tecnología exultante aunque especialmente estimulada por un solo título: Apple. Sin embargo, ese estímulo no carece de significado sino todo lo contrario porque con ello, y en cierre semanal, el gigante de la manzana cerró la fuerte divergencia que venía manteniendo contra el mercado. Sigue, por supuesto, lejos de confirmar los nuevos altos, pero plantea una estructura de vuelta principal sobre su extraordinario soporte de los 92 dólares que no es cuestión baladí al conferir un amplio potencial técnico adicional a unos índices tecnológicos que presionan el nivel de máximos de 2000. El movimiento recuerda al que se produjo a mediados de 2013 tras otra larga divergencia.

El empujón de Apple, además, cuestiona abiertamente la divergencia que se había generado con el mercado y recuerda a la que presenta también el Dow Jones Transportes, que queda así como único fantasma chartista tras una semana que para la tecnología fue espectacular y sirve para consolidar un cruce del oro en gráfico semanal. Algo que, como puede verse en el adjunto, no se había visto desde 2012 y supone una señal en tendencia realmente considerable más allá de lo que pueda pasar en las próximas semanas.

Sin embargo, el Nasdaq Compuesto mantuvo abierto el hueco bajista desplegado el pasado viernes 9. Y contando con importantes zonas de soporte como se contaban a la vista, el conjunto de Wall Street apenas rebotó. Esto, unido al paupérrimo comportamiento europeo, invita a tener la mosca detrás de la oreja visualizando el cierre mensual.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s