Empieza el juicio contra elEconomista

Hoy, por fin, se ha fijado fecha para el juicio que deberá dirimir la disputa comercial que enfrenta a Editorial Ecoprensa con Ágora EAFI. Se citaron los testigos de las partes y se aportaron pruebas adicionales. ¿Sorpresas? Pocas…

elEconomista citará a sus empleados para contar su versión, y ha presentado como nuevas pruebas que justifiquen su incumplimiento contractual a estos post con los que intento arrojar luz sobre los riesgos del emprendimiento, y resarcir en la medida de lo posible el daño que a la reputación de Ágora y a la mía propia se hizo por parte de la dirección del periódico y sus cómplices, con el fin de poner bajo su control la herramienta de inversión que para ellos creé en su momento; algo para lo que tuve la cándida idea de depositar a cientos de los conseguidos durante 10 años de sangre, sudor y algunas lágrimas, trabajando con la marca Bolságora.

Han aportado, incluso, el penúltimo post de esta serie; que hoy continua aunque no estaba previsto otro capítulo hasta la semana que viene, lo cual me llena de orgullo y satisfacción… 🙂

Como lee: según estos genios de la incomunicación, lo que aquí escribo tiene que ver con un incumplimiento contractual que se produjo en julio de 2014. Delirante. Para elEconomista, la desnutrición es la responsable del hambre en el mundo. A este medio de comunicación de liberales principios fundacionales no le place la luz, ni lo que con pruebas planteo, así que dado que Doblado no se calla ni debajo del agua marraneemos un poco al menos, embarremos el terreno de juego que tenemos poco que perder y mucho que ganar. Si lo que escribo tuviese que ver con algún juicio, nunca sería con el que nos emplaza a lo que sucedió mucho antes de que lanzara este blog, antes de que me violasen sin vaselina.

De hecho ya se lo advirtió el juez para decirles NO a la reconvención que añadieron a la contestación a nuestra demanda, pero cuando alguien cree que está por encima del bien y el mal no escucha a nadie. Ni nada le detiene en el camino hacia la consecución de sus fines. elEconomista debiera llevar esas cosas a otro juzgado, pero quizá no desea que se vean con calma mis pruebas y motivos, que en lugar de salir de allí con condena pueda salir con una palmada en la espalda por obrar según es mi deber como ciudadano. Ecoprensa se mantiene en el terreno que siempre le ha interesado: el del dinero, la cuestión mercantil, que es para lo que rompieron con lo firmado los unos, y con sus responsabilidades legales los cómplices.

¿Para qué defender tu honra si puedes ganar dinero?

Mi única sorpresa ha sido que hayan presentado el burofax que mandé a Alfonso de Salas, marqués de Montecastro y Llanahermosa, Presidente y editor de elEconomista. En éste le advertía que puede haberse producido o estarse produciendo asesoramiento/gestión encubierta dentro o muy cerca del patio de su casa de la mano de Cabrero e Iburo, y que también algunos podrían andar o haber andado en el uso fraudulento de los datos de los clientes de la casa. Ya he publicado parte de las grabaciones en que se me ofrecieron.

También comuniqué entonces a De Salas mi intención de darle luz a todo ello y de denunciarlo ante los organismos pertinentes. Aún no he llegado a lo primero aquí, antes hay que recorrer determinadas etapas, y espero ponerme estos días por fin con lo segundo. Me ofrecí a enterrar por un momento las diferencias y mostrarle todas las pruebas que poseo, dejando claro que ello no tenía nada que ver con nuestra disputa comercial. Siempre quise creer que sus directivos no podían haber llegado tan lejos como sugieren las grabaciones que ya os he ido mostrando, o al menos que él lo ignoraba todo, por lo que nunca quise dar el paso sin estar realmente convencido. Pero el que calla otorga y nunca hubo respuesta. Alfonso de Salas es culpable por acción u omisión.

ALFONSO

 

Sólo una de las personas que se han citado a trabajar parece no trabajar para elEconomista. Se trata de alguien que parece ser que auditó la operativa de Ecotrader. Alguien que supuestamente ratificará que tras la salida de Ágora la actividad se multiplicó de inmediato por tres. Si el adicto quiere droga, compremos un camello para nuestras campañas comerciales. En lugar de darles vergüenza su pretensión de vincular la operativa de los asesores a sus intereses comerciales, Ecoprensa tiene pensado sacar pecho dejando claro que así fue como todo continuó con nuestra salida, pues aparentemente Cabrero empezó a operar como un loco tras ésta… Bravo por el chico que nunca rompía un plato, por el “trader” con pelo.

De nuevo, el párrafo de la vergüenza (si la tuvieran):

campala

Como siempre he dicho, esa fue la causa de nuestra rescisión: no avenirme a aumentar la frecuencia de una operativa que elEconomista consideraba necesaria para su mayor beneficio y que nosotros pensábamos -incluso Cabrero e Iburo aunque hoy sostendrán lo contrario como buenos estómagos agradecidos- que podía ser muy perjudicial para el cliente. Su desfachatez es tal, que lo consideran causa de rescisión y además lo documentan:.

numero-estrategias

Puede verse el salto en julio de 2014, después de años de una operativa poco fluctuante con suelo en 60 y techo en 90. Tiene mérito considerando que nosotros hicimos la mitad de julio… Lo cierto es que son tan cortos, o tienen tan mala intención, que plantean como operativa realizada en el período lo que en buena medida es operativa que viene abierta desde hace tiempo en la tabla de seguimiento, operativa planteada en meses anteriores. Es lo que tiene no saber lo que haces con Ecotrader.

Sí me ha sorprendido que ciertas personas que fueron relevantes en aquel tiempo no hayan sido citadas. Modo ironía off. Todas esas personas ya no trabajan en Ecoprensa y difícilmente se arriesgarían a mantener la versión que ésta dará. Sepan los que van a acudir a la cita que mentir en un juzgado puede llevar a una persona a sentarse en el banquillo de lo penal por perjurio -ya puse hace un tiempo una querella a Juan Cabrero por mentir en una declaración en sede judicial-. Contra las cuatro docenas de demagógicas pruebas documentales que finalmente ha aportado Ecoprensa, nosotros hemos aportado varios cientos de correos electrónicos, grabaciones de vídeo que demuestran que el producto salía sin problemas, y unas conversaciones que me hicieron sentirme extorsionado por mi propio consejero delegado, el recadero de elEconomista. Ese post, curiosamente, no se lo han entregado a su Señoría… 🙂

Confío en que a partir del próximo 14 de noviembre haya un poco más de justicia en la Ecojungla. Mientras tanto vamos a celebrar con un mambo que llega la hora de la verdad, vamos con ese temazo de Eldorado con el que me reciben todos los jueves en Capital Radio y que siempre me hace pensar en por qué algunos estamos hechos para dar la cara y dejarnos la piel…

 

 

Anuncios

10 comentarios en “Empieza el juicio contra elEconomista

  1. Buenas caballero
    “Yo declaro que la justicia no es otra cosa que la conveniencia del más fuerte.” (Platón)
    Al igual que usted, con lo de “piensa en lo impensable ” para afrontar el mercado yo le doy esa cita…..espero no invocar al mal tiempo……no es suficiente tener la razón…..es menester que te la den.
    No se confíe…..póngale las pilas a su defensa….
    Abrazo Don Carlos

    Me gusta

    1. Confianza cero, aunque Platón se equivoca. En lo social las empresas palmamos casi siempre que tenemos la razón aun siendo más fuertes por lo general. Confianza ninguna, que la razón ya he demostrado que la tenemos. Otra cosa es que teniéndola los que deciden consideren que debemos cobrar el dinero que con elEconomista se pactó como indemnización para la eventualidad acontecida: que de la mano de nuestra buena fe se arramblase con nosotros en algún momento ulterior.

      Un abrazo caballero.

      Me gusta

    2. Mucha suerte, se la merece tu nobleza. Yo dejé el Economista cuando pasó, me preguntaron y dije porqué, luego seguí mi camino, pero fui al Economista por tí. Cabrero (e Iburo, supongo), a parte de saber menos de lo que les enseñaste, poco tienen que ofrecer. Un abrazo. Miquel Sas (te he seguido desde 2003)

      Me gusta

      1. Muchísimas gracias “sas”, es un honor que alguien se haya tomado tanto tiempo en seguirme. Y sí, Cabrero no vive de lo que ofrece, vive de esconder sus carencias en la marca de elEconomista como antes vivió de esconderlas poniéndose detrás de mí. De vuelta ese abrazo amigo, y nos leemos en Ágora y/o elConfidencial.

        Me gusta

  2. Cuando uno está convencido de lo que hace, no importa el resultado, la satisfacción final que nos queda es lo que nos hace más grandes. No es una cita, es lo que pienso.

    Muchas gracias por contar lo que nunca se cuenta, y mucha suerte en el juicio.

    Un abrazo y animo!!!!!!!!

    Me gusta

  3. No bajes la guardia Carlos por el hecho de tener fecha fijada para el inicio del juicio. Creo que fue Winston Churchill el que dijo que esto no es el fin, ni siquiera el principio del fin; quizás es el final del principio. Yo gané un juicio de calle con un pertrecho abrumador de pruebas a mi favor (incluyendo perjurio de uno de sus testigos), y apelaron la sentencia. La Audiencia me dejó con un palmo de narices con condena en costas incluida. Que tu abogado no se despite ni un minuto y ate en corto al juez, que la lía. Algunos de los que están hoy en los juzgados eran compañeros míos en la facultad y no estaban precisamente en la biblioteca estudiando.
    Suerte no, que no la vas a necesitar. Templanza y coherencia para seguir tu camino que es el correcto.
    Un saludo.

    Me gusta

    1. Sin duda Mario, no es mi primer paso por las salas y lo que he visto ya pone los pelos de punta. Tengo claro que esto es todavía un largo camino, esto es simplemente un fecha y nada se ha conseguido. Pero al menos se va a visualizar todo porque desde aquí pienso contarlo. ¿No te querellaste contra el perjuro? ¿Por qué lo dejaste ahí en lugar de continuar?. Ni nos vamos a despistar ni vamos a aceptar una sentencia que no sea justa aunque tengamos que ir a Estrasburgo.

      Un abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s