El chiringuito financiero de Iburo y Cabrero, avalado por elEconomista

Como mostré en mi post anterior, la norma no parece estar hecha para esta gente que habita en elEconomista y su “servicio” Ecotrader. Por lo que sé, no se ha despedido a los “señores” Cabrero e Iburo pese a que es evidente que andan pringados en actividades que transitan al margen de la regulación. Esos liberales de pata negra, que se ríen de lo que haga falta…

Es cosa de días que lo denunciemos donde procede, en la CNMV, y por supuesto iré informando de como avanza todo ello. No vamos a ir solos. ¿Pero quieres prueba irrefutable de que Iburo y Cabrero no andan solos por la vida? ¿De que todo es parte de una serie de contra prestaciones recíprocas por haberse cargado el contrato en que se basaba el negocio de Ágora? Pues otro platito de caldereta Don Camilo…

Sí, elEconomista parece que no sólo mira para otro lado con las irregularidades de esos dos trileros. Bien al contrario, las pruebas sugieren que colaboran en las actividades de reclutamiento de clientes de Iburo y Cabrero; tal y como me ofrecieron para evitar los tribunales… 

iburrito

Puede verlo más claramente aquí…

Como puede leerse, el socio de Juanito Cabrero, presunto -junto a él- asesor/gestor encubierto, escribe a un tal Rosendo; cliente potencial que les ha facilitado su compañera Sonia de Ecotrader, la herramienta de inversión de elEconomista. Palabra de Iburo. Blanco y en botella.

Sin dejar lugar para la duda, Iburo no pierde el tiempo, utiliza al anzuelo que es Cabrero y ofrece un servicio de asesoramiento de carteras. En plural. Blanco y en botella.

Como tú sabes y ellos también, aunque digan lo contrario por ahí, Cabrero e Iburo no pueden asesorar la cartera de un inversor individual porque no tienen licencia para tal cosa. Ni el uno ni el otro. En Ecotrader no se confeccionan carteras, y el hecho de ser aún socios de Ágora -porque no se van ni con cola aunque nos hayamos querellado contra ellos- tampoco sirve. Lo utilizan siempre para colarle a los ingenuos sus servicios, pero no sirve. Esos servicios, insisto, están al margen de la ley. Pero claro, la regulación no está hecha para los grandes. Sólo los idiotas acatamos las normas.

Las respuestas del cliente, residente fuera de España para más inri,  también sugieren que se están realizando labores de asesoramiento personal. Sin tener una licencia para ello, por supuesto. Las peticiones que se hacen no tienen desperdicio, y demandan un trabajo en el que él no se tenga que hacer nada, por así decirlo. Gestión, vamos…

Por supuesto, todo esto forma parte de las evidencias que aportaremos al regulador. El tándem Cabrero-Iburo y la gente de elEconomista, tienen, sin duda, muchas cosas que aclarar considerando que todo sugiere que el dúo sacapuntas se pasa el marco regulatorio por el forro de sus caprichos, y que lo hace con la ayuda de personal de Ecotrader. A la dirección de Editorial Ecoprensa sólo le queda despedir a cierta gente de inmediato si pretende hacernos creer que no ha tenido nada que ver, y quiere ponerse a trabajar en la regeneración de su herramienta. Lamentablemente acaban de recibir el portazo de los chicos de JM Kapital -se comenta que hay recortes en la casa-, quedándose solito Cabrero frente al aparato aunque afirme lo contrario en sus encuentros digitales. Faltando a la verdad para variar.

Y es que , como dejan claros los audios que ya hemos escuchado, en elEconomista se ofreció a Carlos Iburo el acceso a los clientes de la casa a para que vendiera su producto.

Escuchemos de nuevo al director comercial de Ecotrader hablando de negocietes…

Se lo transcribo:

Carlos Iburo: a mí Juan (González, capo de elEconomista) ayer me dijo una cosa muy clara: eeee, nosotros, el contrato iba a acabar, iba a acabar iba a acabar… 

Carlos Doblado: si eso yo ya lo sé…

Carlos Iburo: a ver, Joan se lo ha agenciado para él, pero también te digo una cosa: estos 8.000 euros que tenemos de corto plazo y EL POSIBLE CONTACTO CON CLIENTES, si hubiera sido Gerardo Ortega, o no sé quién se lo hubiera llevado, no lo hubiéramos tenido. 

Dinero y clientes que se me ofrecieron para que corriésemos un tupido velo, y evitásemos los juzgados… Siempre que entre todos ellos controlaran Ágora EAFI, claro.

Me consta que Iburo lo daba por hecho hasta el punto de que el día antes de dimitir se fue a celebrarlo con otra persona -¿Cabrero?- a un carísimo restaurante madrileño, tirando de la tarjeta de Ágora -por esta y otras lindezas tienen interpuesta una querella-. Evidentemente no contaron con que al otro lado estaba un espartano capaz de vivir el tiempo que hiciese falta con cinco veces menos ingresos.

espartano

Un despido fulminante podría permitirnos pensar que quizá todo se debió a un error cometido por alguien de elEconomista, y que la citada oferta de que me hicieron Carlos Iburo y su socio Juan Cabrero sólo estuvo en su mente… Pero de no ser así, y dado que Ecoprensa sabe perfectamente que el asesoramiento personal no puede hacerse sin licencia EAFI, quedará claro que estos contactos son suministrados sin rubor y como parte de un acuerdo para hacerse con Ágora o, al menos, gran parte de su antiguo negocio.

¿No te parece que ya es hora de compartirlo en tus redes? Porque luego nos quejamos de que el poder nos toma el pelo… Pues a seguir disfrutando del ecochiringuito en la Ecojungla…

ALFONSO

Anuncios

7 comentarios en “El chiringuito financiero de Iburo y Cabrero, avalado por elEconomista

  1. Carlos porqué no lo denuncias directamente a la CNMV? Ante una denuncia directa están obligados a actuar y la gestión encubierta es de las infracciones más graves..

    Me gusta

  2. Veo que aparece entre líneas Gerardo Ortega en plan buitre, como posible recoge clientes de Ágora en el momento de la rescisión. Puedes confirmarme entonces, Carlos, que este colaborador de CMC Markets tampoco es de fiar y no es, como parece, trigo limpio? Gracias por la respuesta y saludos cordiales

    Me gusta

    1. Para nada Antonio. No creo que se debiera a otra cosa que a un intento de venderme una milonga por parte de Iburo. Al fin y al cabo Gerardo Ortega es un profesional. Pero cabe añadir que es un profesional que no se debía a Ágora como sí sucedía con Cabrero, por lo que de haber sido así tampoco habría que haberle reprochado nada en ese ámbito. Vivimos en una economía de mercado donde la competencia es deseable si no es desleal. Obviamente la competencia de nuestro propio consejo de administración no es una competencia leal sino un presunto delito.

      De todo modo, y ya que lo comentas. Diré que Gerardo rechazó una oferta de Cabrero para que fuera el número dos (aunque en realidad, como ha pasado con JM Kapital, Cabrero lo que quiere es alguien que le haga el trabajo duro y él contar rollitos como decía que hacía conmigo y llevárselo muerto).

      Me gusta

  3. La última perla que nos suelta Carlos sobré Joan es que también es un gandul…

    No me acabo de explicar como un paisano con tantos defectos ha podido llegar tan lejos y engañar a tanta gente. Alguna virtud supongo que tendrá o no?

    Ante tanta ignominia, aquí todo el mundo, incluido tu Carlos, debe estar ciego y no se entera de nada de lo que le rodea o ha rodeado…

    Me gusta

    1. ¿Yo he dicho tal cosa? No me lo puedo creer…

      ¿Tan lejos dices? Jajaja, tan lejos como yo le he llevado querido; que tampoco es tanto, escribe en elEconomista y se dedica al asesoramiento/gestión encubierta según parece. Aunque con todos los pleitos que se le vienen encima igual sí llega lejos del todo… Pero sí, no me enteré de nada hasta que fue demasiado tarde. Ergo ya conocemos su habilidad, que no virtud. En cuanto a los que le dan de comer, de ciegos NADA. Están avisados por burofax de sus andanzas desde hace más de un año; aunque claro, le necesitaban testificando a su favor en juicio mercantil. Veremos cómo evoluciona el tema ahora que ya ha servido de algo.

      PD: ya te hablaré de un caso de inversor “asesorado” por los pajaritos, con pérdidas brutales en 2016 pese a tener un test mifid con Ágora. Así entenderás lo lejos que ha llegado.

      PD: he editado las calumnias, espero que no te importe.

      PD2: por cierto, enhorabuena por el estómago, tienes que tenerlo de hierro para seguir soportando las andanzas de tu héroe y seguir pensando que es todo un campeón que merece haber llegado “tan lejos”.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s