IBEX35 ó DAX30… ¿Quién manda aquí?

Semana de lo más extraña. Incluso dentro de lo extraño. Una semana con castigo bancario, que padeció especialmente el IBEX35, y que sin embargo esquivó el MIB italiano que es puro banco. Raro…

Una semana en la que nuestro índice fue duramente castigado hasta el punto de cerrar por debajo de la llamativa vela semanal previa, dejada en zona de extraordinario soporte técnico como puede verse en el gráfico adjunto. Y sin embargo una semana en la que el DAX30 alemán dejó un velón blanco de impresión que confirmaría la idea que expuse para Europa la semana sobre un posible suelo a la lógica corrección de los últimos meses. Curioso contraste, incluso con el dislate de mi Catalunya por en medio.

tribuna

Como puede verse, sucede sobre línea de tendencia principal en algunos índices, base de canal bajista en corto plazo de forma generalizada, y área de primer soporte horizontal/gap desplegado con la victoria de Macron en la primera vuelta de las presidenciales francesas. Son hasta cuatro fuertes soportes que van incluso más allá del corto plazo como referencia.

No son tan preciosas las velas desplegadas por el EuroStoxx50 y el Stoxx600, pero repiten la idea de un cierre en zona de altos de la semana tras una primera parte de cierta, aunque siempre moderada, intentona bajista. Europa, por tanto, presenta más elementos potencialmente alcistas que bajistas para el corto plazo sobre niveles de soprote que van más allá de éste. Pero no ha rematado, y duda viendo al euro/dólar pujando aunque en zona de fuerte resistencia.

Al otro lado del charco tampoco hay cambios notables, aunque parece que lo que no tenemos es una salida alcista desbocada desde línea de tendencia para el Nasdaq. Durante la semana el mercado corrigió desde los máximos anuales, que son históricos, en el caso del Nasdaq y el Standard & Poor´s 500, pero permitió mantener el momentum comprador en un Dow Jones Transportes que está en una interesante senda de la recuperación tras muchos meses de divergencia por teoría Dow frente al promedio industrial.

Por tanto, no ha cambiado casi en nada. El DAX vence pero por sí sólo no convence. Es bien cierto es que Wall Street está flojeando en zona de máximos, pero no tenemos elementos de sentimiento inversor que jueguen contra los mismos, siendo muy llamativo lo que sucede en una volatilidad que ha sido denominada por algún analista técnico despistado como la gran esperanza bajista en los últimos meses. El VIX, como puede verse en el gráfico con el que pongo fin a esta tribuna semanal, está a un 40% de los mínimos del ejercicio con el S&P a un 1% de su máximo previo. Margen para corregir sin persistir en absolutamente nada- me refiero por tanto a la volatilidad-  no le falta, tras frenarse en su primera gran resistencia hace algunas semanas. El mercado podría ascender cómodamente en relación a este controvertido tema del VIX, mientras éste baja de nuevo hacia los mínimos de los últimos años gracias a ello.

TRIBUNA2.gif

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s