¿Disfrutando del desplome bursátil?

Espero que sea su caso. Desde esta tribuna, como hiciera para ayudarle a subirse al carro alcista en 2016, se ha hecho lo necesario. Y es que esta semana, en principio, Wall Street ha puesto los últimos clavos de su ataúd. Si hemos hecho los deberes, deberíamos respirar bastante tranquilos gracias a la gran cantidad de liquidez que vamos a tener: nos da la opción de invertir a estupendo precios si los dioses lo permiten y el mercado consigue desarrollar a lo largo de los próximos lo que está rubricando: una tendencia bajista de medio plazo.

Habría esperado estar aún más contento con lo vivido en Wall Street, todo sea dicho, pues Europa ha caído relativamente poco para aquello a lo que acostumbra desde hace años cada vez que al otro lado del charco estornudan. Y lo de los índices norteamericanos es ya un serio varapalo. Bien por los analistas fundamentales, que llevan años diciéndonos que como Europa, nada. Hemos solventado un 10% de caída con la mitad de sufrimiento en nuestros índices, manteniendo incluso soporte decreciente en corto plazo. Y sí, probablemente rebotemos en cualquier momento, tendría sentido considerando esto.

TRIBUNAEUROPA.gif

Pero intentemos ir un poco más allá, centro y derecha en el gráfico, y fijémonos en lo que probablemente confirmaremos a finales de diciembre con vuelta anual incluida: rupturas de soporte determinante a medio plazo en varios de los índices europeos que no habían hecho ya algo parecido. El fin de una larga tendencia. Incuso de una muy larga. Por tanto, los rebotes que eventualmente se produzcan, ahora o en semanas venideras, deberían considerarse movimientos de recuperación temporal previos a una continuidad bajista como la que sugieren los patrones de vuelta que los índices presentan, lejos de sus objetivos mínimos y por supuesto de zonas de gran soporte a medio plazo (que habría que buscar en los mínimos de 2016 en el caso europeo).

TRIBUNAWALLSTREET.gif

En Wall Street la semana ha sido definitiva desde el primer momento, algo que advertía la semana pasada debido a la ruptura de soporte crítico en Dow Jones de Transportes… Intentaba explicar este nuevo paso al frente de los osos, detalladamente, ya el martes, poniendo punto y completo final a la estrategia sobre Standard & Poor´s 500 que me ha acompañado desde que en febrero de 2016 di por muy probable la formación de un suelo relevante en tendencia.

Con esto se ha completado el viaje hacia el lado oscuro. A primeros de septiembre ya me atreví a hablar de dolor tras casi tres años declarando mi amor a los mismos colores. Tenemos, por tanto, lo que se ha ido vislumbrando y estructurando paulatinamente. El que se queje de lo que sucede es, simplemente, alguien que desprecia al mercado o que no ha querido creérselo. A mediatos de octubre lo advertía con rotundidad. 

Llegan ahora los llantos y las preguntas… ¿Qué va a pasar?

Pues la verdad, me pagan para no llegar hasta aquí sin respuestas, para que no me trague sin hacer nada un 17% que es lo que cae ya el S&P500 desde el máximo anual –o un 25% que es lo que cae el Russelll2000-, y, sobre todo, para que la salud de mis clientes no se resienta duramente cuando llegan vacas flacas, cuando aparecen mercados bajistas de los que curten, cuando el golpe cercena un 30 o un 40% a los índices.

Como siempre digo, el análisis técnico es más un flotador que una fuente, es más un protector que un predictor. Por tanto, ahora lo que deseo es una tendencia bajista de las buenas, porque es lo que pondrá mi trabajo en valor. No va a ser ahora cuando me pronuncie sobre algo a lo que ya había que hacer dado respuesta. No me dedico al futuro, me dedico a salvar carteras.

Cuando he hablado de dolor es porque me ha parecido que era probable verlo. Ya he demostrado dos o tres veces desde que empecé a escribir en grandes sitios de internet, allá por 1999, que estas cosas se pueden hacer con análisis técnico. Con errores por supuesto. Y también he dejado patente que con análisis técnico se pueden detectar suelos en los que nadie cree, como hice aquí en 2016 o desde elEconomista en 2009 a través de una serie de artículos bajo el título genérico de “la C de Barack. 

Con la jornada de ayer hay que hablar de un mercado norteamericano que ha perforado en cierre semanal todo lo que a medio plazo se refiere. Un mercado que no presenta ningún tipo de sentimiento extremo en tendencia mostrando un VIX en 30 puntos -en febrero estuvo en 50- y una encuesta de Investors Intelligence muy lejos de alcanzar niveles que puedan considerarse propios de un suelo (seguro que el dato de esta semana que entra situará el diferencial entre alcistas y bajitas por debajo de los 20 puntos, pero en febrero del 2016 vimos lecturas inferiores a 15 bajo cero).

tribuna sentimiento.png

El mercado, con 5 ondas desplegadas desde 2009 como idea nada descabellada, un ciclo de Elliott completo en un período de 10 años -luego de los que se ven unas pocas veces en la vida-, no presenta un primer soporte de medio plazo antes de los 4.000 puntos en el S&P500 total return. Ayer cerramos en 4.800. No descarte el gran soporte tendencial de los 3.400 en un mercado bajista de orden medio, porque es lo que seguiría siendo la corrección. Conviene pensar en lo impensable, que algunos evitamos gran parte de uno de orden mayor como el 2008 por ello. Si tenemos este tipo de cierre mensual, y nos queda poco para evitarlo, el mercado habrá confirmado cosas no vistas desde entonces.

Yo, no voy a negarlo, disfrutaría mucho de un gran mercado bajista. Los técnicos tenemos pocas oportunidades para demostrar nuestra auténtica valía, y eso se debe a que no estamos aquí para hacer fortunas sino para salvarlas; circunstancia que es muy del ciclo de fondo, que no pasa cada dos por tres, y que además ni siquiera comprenden muchos analistas. Es el manejo de un mercado bajista, y no 40 operaciones de muy corto plazo como piensan los que no han entendido realmente cómo puede ayudar el análisis técnico a un inversor medio, lo que justifica a largo plazo nuestro trabajo. Dios guarde al oso, y no se enfaden con el mensajero.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s